No es persecución política, no es venganza es un pedido de justicia

“No hay persecución política, no es un afán de venganza, solo pedimos justicia”, señalaron familiares de fallecidos, y de heridos, ejecutivos, ejecutivas de las seis federaciones del trópico y de organizaciones sociales de Cochabhamba, que se hicieron presentes en Huayllani, donde se tiene el monumento a los «héroes de la democracia» como se llamó a los fallecidos de Sacaba en la masacre de noviembre del 2019.

La jefa de la bancada del MAS Juanita Ancieta, respaldó las palabras del presidente Luis Arce Catacora, que aseguró que no es venganza, no es persecución política, sino un pedido de justicia.

“Exigimos que la justicia haga su trabajo, detenga a los autores de las masacres, a los instigadores y exautoridades para sancionarlos legalmente por los delitos de golpe de Estado, asesinato, masacres, genocidio, lesiones graves y leves, acciones contrarias a las leyes y otros».

Renato Alanes, presidente de la Asamblea legislativa Departamental, afirmó que se encuentran en el lugar de los hechos exigiendo justicia para las 11 compañeros cocaleros fallecidos y heridos en noviembre del 2019.

“Como autoridades departamentales pedimos justicia, expresamos nuestro respaldo a las familias de los fallecidos y heridos, y comprometemos no descansar hasta que se haga justicia”, dijo.

Este jueves en Huayllani el GIEI presentará el mismo informe emitido en La Paz, a los familiares de los heridos, fallecidos y la población de Cochabamba en general.