El saneamiento de tierras es función exclusiva del gobierno central reitera director del INRA

El saneamiento de tierras es una labor exclusiva del gobierno central, las comisiones agrarias departamentales que pretenden tener tuición en la administración de tierras, solo quieren politizar el tema con el fin de generar conflictos sociales para desestabilizar al gobierno central, advirtió el director nacional del Instituto de Reforma Agraria (INRA), Eulogio Núñez Aramayo, en una entrevista con radio Kawsachun Coca y el programa «caminando junto al pueblo».

«Grupos de la derecha cruceña están convocando a una movilización para el viernes mediante el cual pretenden realizar una marcha y un mitin de protesta en puertas del INRA de Santa Cruz” alertó.

Los terratenientes y autoridades cruceños engañan a la población, señalando que los cocaleros del chapare y campesinos del altiplano, quiere colonizar la chiquitanía, con información falsa se atemoriza a los pobladores del lugar para generar el rechazo de los pueblos chiquitanos y etnias a quienes hacen creer que el Gobierno Central estaría queriendo quitarles sus tierras, lo que no es verdad, dijo Núñez.

Aseguró que el INRA solucionará la controversia entre las comunidades indígenas de San Ignacio de Velasco, pero pidió que dejen trabajar al INRA.

DOTACIÓN DE TIERRAS

“Se está atendiendo a la población que necesita dotación de tierras, necesita que se sanean sus asentamientos para tener seguridad jurídica. Sin embargo, el INRA no tiene competencia en parques nacionales” aclaró Núñez.

Informó que en la gestión del presidente Evo Morales, se sanearon 89.4 millones de tierras, es decir, 86% de tierras fiscales, mientras que durante los gobiernos de la derecha apenas sanearon 10

En la gestión de los gobiernos de la derecha 68% de tierras estaban en manos de grandes empresarios y terratenientes, el 20 por ciento en manos de pueblos indígenas originarios y eran tierras fiscales. Esa situación fue revertida por el gobierno de Evo Morales, los grandes empresarios terratenientes tienen el 37% de tierras, los pueblos indígenas comunitarios 27 por ciento, los campesinos e interculturales el 20% y el resto son aún tierras fiscales.

Por mandato del Presidente Luis Arce Catacora, este año se tiene previsto entregar 26 mil títulos de propiedad en favor de pequeños y medianos productores campesinos agropecuarios e indígenas.

Durante el gobierno golpista de Áñez, se entregó a favor de una sola persona, Branko Marinkovic, más de 32 mil hectáreas, son estar tierras cedidas a título gratuito y de manera ilegal, que el Estado quiere recuperar, sostuvo.