Morales exhorta a la «Unidad» frente a la derecha y la Unión Europea

Evo Morales pide unidad de las organizaciones sociales y a todos los bolivianos, frente a la derecha y a algunos organismos internacionales que odian a los campesinos, indígenas y gente humilde de a pie.

“Unidad, Unidad y Unidad”, fue el pedido realizado el presidente de las seis federaciones del trópico de Cochabamba y líder indiscutible de la revolución del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales Ayma.

El exmandatario, hizo énfasis en publicaciones de presa nacionales e internacionales, donde exautoridades de facto y personeros de la Unión Europea buscaban desestabilizar políticamente al país y expresan su odio a los movimientos sociales, campesinos, indígenas, a quienes califican de “salvajes, hordas y mal nacidos”.

El 4 de enero 2020, Añez dice que “se debe evitar el retorno de los salvajes al poder”. Y es respaldada por la Vicepresidenta del Parlamento Europero Dita Charanzová, que manifiesta “Hay que actuar sobre Bolivia”, publicó el medio Europa Press.

En un informe de Telesur del 14 noviembre 2019, se denuncia que: “Gobierno de facto de Bolivia pide caza contra dirigentes del MAS”.

El presidente del Colegio Médico de La Paz, Luis Larrea declara: “Hordas” masistas intentaron tomar colegio médico de La Paz.

En otra publicación de fecha 24 de abril de 2020, difundido por medios nacionales, Murillo pide “meter aviones de guerra al trópico si es necesario”. Además, declara: “Los chapareños son presos de los dirigentes y de los narcotraficantes”.

De acuerdo con Evo Morales, durante el golpe de Estado y la masacre de Huayllani y Senkata, el Parlamento Europeo, protegía y respaldaban a Áñez, expresan su odio contra los indígenas, campesinos, obreros, cocaleros, minero maestros, comerciantes, transportistas y gente humilde de la población que se hallaba movilizada, a quienes los catalogaban de “salvajes, hordas, malnacidos, narcotraficantes y gente peligrosa”.

Pidió darse cuenta que la derecha es genocida, racista, discriminadora y que busca dividir a los movimientos sociales y acabar con ellos para volver al poder.

“Todos tenemos la obligación y el deber de defender nuestra soberanía, nuestro derecho a la autodeterminación, a defender los recursos naturales y nuestro proceso de cambio, frente a los intereses intervencionistas” concluyó Morales.