Arrancan las clases

presenciales en el trópico

En las unidades educativas de los municipios del trópico iniciaron las labores educativas con normalidad, en la mayoría de manera presencial.

Niños niñas y adolescentes, los más pequeños acompañados de su madre o padre, con sus uniformes escolares, el tradicional guardapolvo y su mochila al hombro, llenaron las calles y movilidades de transporte público. El afán era el mimo, llegar a la escuela o colegio en hora.

Ya en las unidades educativas, se evidenció el uso generalizado de las medidas de bioseguridad como el barbijo y alcohol líquido que portaban los escolares, mientras que algunos padres de familia, se afanaban a desinfectar a los estudiantes y maestros al ingreso a los establecimientos, mismos que debían atravesar por cámaras de desinfección instalados para ese efecto.

Asimismo, la mañana estuvo caracterizada por los actos de inauguración del año escolar en las unidades educativas, y por supuesto, por la alegría y la emoción de los estudiantes de volver a clases o de reencontrarse con sus compañeros y maestros.

Raquel Mamani, ejecutiva de la federación de mujeres de Centrales Unidas, calificó el inicio de las clases como “importante e histórico” ya que después de casi un año los estudiantes vuelven a las aulas.

En el municipio de Shinahota se ha inaugurado las clases, en el colegio Demetrio Canelas, con la presencia de autoridades, director, padres de familia y estudiantes.

«Los niños niñas y adolescentes, necesitan ir a pasar clases porque su formación y educación es primordial» expresó Mmani.

La ejecutiva recomendó a los estudiantes, no dejar de usar el barbijo, el alcohol y el jabón, para desinfectarse las manos; mientras que, a los padres, les pidió mejorar la alimentación de sus hijos con el consumo de verduras y frutas que refuercen las defensas, porque hay que aprehender a convivir con este mal» puntualizó.

Recomendó también, hacer uso de la medicina natural si alguien presentara algún síntoma de la enfermedad. indicó.

Norma Mamani, directora distrital de educación de Shinahota, informó que las labores educativas se iniciaron con normalidad y bajo la premisa de recuperar el derecho a la educación.

La educación este año debe ser integral, dijo al referirse que todos deben estar involucrados en la educación de los niños y jóvenes, ya que debe recuperarse el año perdido con nivelaciones del conocimiento y además cumplir con la currícula y el POA de este año.

Sostuvo que este año, el trabajo será arduo y complicado, ya que hay que garantizar la educación en medio de la amenaza de la pandemia del coronavirus. Por ello, dijo, debe hacerse uso de todas las medidas de bioseguridad en las unidades donde se aplica la modalidad de educación presencial.

“Se necesita toda la ayuda de los padres de familia de los consejos educativos, de los gobiernos municipales y nacional, instancias que deben trabajar coordinadamente, por el bien de la educación de los niños, niñas y adolescentes.

Se tienen la posibilidad de recurrir, de manera gratuita, a las plataformas de educación que se difundirán por los medios de comunicación masivos, recordó.